Anterior Inicio Arriba Siguiente

VIERNES, 3 DE ABRIL DE 1998

PROVINCIA

Diario de Burgos

La veintena de arqueólogos descubrió la altura de la muralla del castillo, que es de 1,75,

Los investigadores confirman que el castillo tiene orígenes romanos

Las pruebas realizadas en materiales tomados el pasado verano y analizados por la Universidad de Granada, sitúan la construcción del castillo de Tedeja a finales de la romanización y en plena época visigoda.

El arqueólogo José Ángel Lecanda explicó los análisis efectuados con radioCarbono (carbono 14) han sido calibradas por la Universidad de Washington, lo que aportan una fiabilidad casi total.

EMILIO GONZALEZ TERAN

TRESPADERNE

Lecanda calificó este resultado de «sorprendente» y para él, viene a confirmar las hipótesis de origen romano de la cimentación y de la estructura de la fortaleza, «Tenemos pruebas incuestionables que sitúan la primera de las muestras pétreas en el año 450, a finales de la romanización, y, la segunda, se data hacia el 550, en pleno periodo visigodo, manifestó Lecanda, quien concede, como mucho un error de unos 30 años en la datación.

Lecanda señaló que los análisis han sido realizadas sobre carbono-14 en elementos encontrados a unos 400 metros de las actuales excavaciones, en las catas localizadas de la puerta del castillo. La tipología de esta parte amurallada y la propia puerta «daba alojo de que el origen era romano», manifestó

el arqueólogo, quien indicó que la confirmación científica supondrá. es "un paso adelanto en las labores del equipo investigador, integrado además por Ramón Bohigas, Ignacio Ruiz, investigadores del Departamento de Historia Medieval de la Universidad de Burgos.

José Angel Lecanda señaló que las excavaciones que se llevan a cabo son esencialmente un proyecto de investigación que pretende buscar elementos que les permitan encontrar los , eslabones perdidos de la transición del mundo romano al cristiano y la evolución posterior en la comarca. El arqueólogo precisó que el castillo de Tedeja es complejo único en la región, no sólo por sus restos romanos y visigodos sino por su propia configuración.

En cuanto a perspectivas de futuro, Lecanda indicó que se está trabajando en los programas y memorias de excavación

e investigación a corto y medio plazo, bajo los auspicios científicos v económicos de la Universidad de Burgos y de la Junta y de la propia Asociación Tedeja, pionera de los trabajos

El arqueólogo señaló que las dos campañas efectuadas han dado resultados positivos, siendo para la segunda, dirigida por Adelaida Rodríguez, la que más importante a la vista de los hallazgos. No obstante, en las tareas de desescombro le la torre romana, dc unos 20 metros cuadrados, queda por acometer la mitad y tampoco se ha llegado a todos los niveles.

Las excavaciones, en las que han colaborado también profesores y estudiantes de las Universidad de Valladolid y Deusto, están llegando a un punto importante de investigación y por ello considera que sería necesario un mayor respaldo económico de las instituciones para mantener la continuidad.

Financiación y apoyo económico

Roberto Fernández, presidente de la Asociación Cultural Tedeja. adelantó que al margen de las aportaciones del colectivo, cuentan con una importante aportación de Nuclenor y, en breve, confían en recibir subvención del Ceder-Merindades

«A pesar de todo, la financiación es insuficiente por lo que confiamos que la Junta, además de autorizar la campaña de este año, nos conceda ayuda para proseguir en esta tarea. También esperamos que el Ayuntamiento definitivamente se decida a intervenir y apoyarnos financieramente», comentó

En cuanto a la reparación del camino de acceso al castillo, Fernández señala que es otra actuación necesaria y que puede hacerse en paralelo con las excavaciones o bien en cualquier otro tiempo. «Si el Ayuntamiento decidiese acometerla podría  conseguir una ayuda del Ceder-Merindades», precisó.

Para Fernández. el castillo, además de ser un importante yacimiento arqueológico, es un atractivo turístico y cultural. «En el momento que esté la vía abierta, serán muchas las personas que lo visiten. De momento, ya contamos con una excursión de la Universidad de La Rioja que en breve se desplazarán a este centro arqueológico», comentó

Con la fortaleza de Trespaderne como fondo, el directivo consideró viable que, en el período de un par de años, se pueda poner en marcha una ruta visigoda a través del triángulo formado por Tartalés de Cilla (restos de San Fermín), Cillaperlata, Mijangos y Trespaderne, con Santa María de los Reyes Godos a los pies del mencionado castillo.

Paralelamente, la Asociación Tedeja pondrá en marcha una campaña de divulgaci6n.

Anterior Inicio Arriba Siguiente